HALLOWEEN… ¿ES UNA FIESTA PARA MÍ?

HALLOWEEN… ¿ES UNA FIESTA PARA MÍ?

Ya llega una de las noches más misteriosas del año, una fiesta de miedo, magia, disfraces y dulces; de películas, de fiestas y celebración. A nosotras nos gusta porque nos da un motivo para hacer una fiesta y la oportunidad de pasarlo bien, ¿y qué puede ser mejor que eso?

Halloween, ¿de donde viene?

La festividad de Halloween actual está llena de símbolos procedentes de varias leyendas y tradiciones. Tres son las más consistentes: el Samhain de los celtas, la Noche de las brujas y la fantasía de Jack El Tacaño.

El Samhain celta, 31 de octubre, era la fecha que marcaba para los celtas el final del verano y una noche mágica en la que el mundo de los vivos y los difuntos comulgaba. Al día siguiente es la celebración cristiana de Todos los Santos, y puede simbolizarse como el triunfo del día sobre la noche, de la luz sobre las tinieblas.

Sobre la Noche de brujas cuentan las leyendas que estas solo se reunían en dos ocasiones durante el año, el 30 de abril y el 31 de octubre. Montadas en sus escobas acudían para compartir hechizos y sabiduría en los aquelarres, ocultándose bajo la apariencia de un gato negro si alguien andaba cerca.

Las calabazas linterna y Jack el Tacaño, por toda Irlanda y Gran Bretaña existe la antigua tradición de tallar faroles a partir de vegetales, y hay una leyenda que asegura que Jack el Tacaño, a causa de una riña con el Diablo, anda vagando con una de ellas. Herederas de su lámpara, que dicen que estaba hecha de un nabo, nacen nuestras calabazas talladas con tenebrosas muecas, ¡mucho más bonitas!

¿Por qué la gente decora y se disfraza en Halloween?

Se creía que esta noche los espíritus, las brujas y los seres sobrenaturales ganaban libertad para vagar a sus anchas. Los vivos, para “protegerse” y camuflarse entre ellos se disfrazaban y decoraban sus casas con huesos, calaveras y demás cosas raras, de forma que los muertos pasaran de largo. ¡De ahí viene la tradición actual!



¿Por qué voy yo a celebrar Halloween?

5 razones mágicas
Por supuesto puedes decidir mantenerte al margen, si no te gusta o si no te apetece, ¡como tú prefieras! Nosotras te damos 5 razones que te pueden animar a celebrar este día, porque al fin y al cabo es una oportunidad de jugar con los niños y divertirnos.

1. Preparar una tarde en familia con los niños: y disfrutar todos juntos con una fiesta de Halloween en casa, con decoración en negros, blancos y naranjas, ¡murciélagos, telarañas y calabazas!

IDEA:
Sesión de cine con palomitas dulces y películas infantiles de semi-miedo: la saga de Harry Potter, Monster House, Los Cazafantasmas, Casper, Pesadilla antes de Navidad, Beetlechús, Frankenweeney, el Retorno de las Brujas… ¡hay mil!

UN SECRETO: déjales comer todos los dulces que quieran y luego recuérdales que hay que lavarse los dientes con nuestro mejor aliado, Oral-B.

2. Probar a qué sabe el Halloween americano: el clásico de los niños disfrazados de mini criaturas fantásticas que llaman a las puertas para recoger caramelos o hacer alguna trastada, brujas adolescentes que recorren las calles con sus gorros puntiagudos asustando a los pequeños… ¡es increíble lo bien que se lo pasan! Y para decir que no nos gusta… ¡primero tenemos que probarlo!

IDEA:
Si no quieres disfrazarles de criaturas infernales, elige Batman, da casi el mismo miedo. Uno de vosotros puede quedarse en casa para dar caramelos a otros niños que vengan a pedir “Truco o trato”.

SOLUCIÓN: Con este tiempo puede llover, habrá charcos, y lo mejor será que lleven katiuskas. Si se manchan, ya sabes que no necesitas nada más que Ariel 3en1 para decirle adiós a las manchas.

3. Dar rienda suelta al chef que llevas dentro
: y hacer decenas de platos con nueces y calabazas para hacer un menú de otoño mágico y montar una merendola a la luz de las velas.

RECETAS:
Bizcocho o flan de calabaza, tarta de zanahoria y mascarpone, quiche o empanada de cebolla, calabaza y beicon, crema de calabaza, chips de calabaza y zanahoria… ¡se nos ocurren tantas cosas! Hasta muffins decorados con topping de chocolate dibujando telarañas…

UN TRUCO: No te preocupes por cocinar, hay un montón de moldes para galletas y seguro que Fairy está cerca para echarte una mano y ayudarte a limpiar, ¡a mano y a máquina! Es el mejor aliado contra los restos “peleones” que se suelen quedar pegados a los platos, ¡como las semillas de calabaza!




4. Salir a bailar y a divertirte con tus amigos. A lo mejor estás apuntada en una escuela de baile, como yo. O tienes compañeros de gimnasio, o de cualquier otra actividad. Si es así probablemente se forme un grupo para salir a bailar y disfrazarse un poco, ¡no te lo pierdas!

IDEAS: Vístete de negro, maquíllate como si fueras una gótica con ojeras y ponte un gorro de bruja o una araña en el pelo, ¡no necesitas más! Eso sí… puedes complicar tu disfraz todo lo que quieras.

5. Tallar juntas su primera calabaza. Tallar una calabaza es de lo más emocionante y creativo para los niños, una actividad mágica que además nos obliga a vaciarla para hacer recetas ricas y chuparte los dedos…

IDEA: si no quieres que sea una calabaza terrorífica, puede ser una calabaza feliz y coqueta. ¡Es vuestro diseño!

¿Qué te ha parecido este artículo? ¿Te ha gustado? ¡Esperamos que sí! Cuéntanos cómo celebras Halloween tú y danos más ideas para pasarlo bien en familia.

Tal vez te interese:

Deja un comentario *Campo obligatorio
Confirmo que he escrito el contenido íntegramente y acepto las Condiciones de uso y los Términos de uso

LOS 7 REGALOS QUE MÁS ILUSIÓN LE HACEN A UNA MADRE

Aquí tienes la lista de los regalos “más sentidos”, de los que más ilusión nos hacen y recordamos con más cariño. ¡Puede que te sirvan de inspiración!

IDEAS DIY PARA HACER CON FOTOGRAFÍAS. TUS MEJORES RECUERDOS, ¡SIEMPRE CONTIGO!

Haz que tus mejores recuerdos perduren para siempre con estas ideas DIY, ¡te ayudarán a conservar tus fotos de una forma original!

Oral-B Genius

Cepíllate como un experto